Lo que cuesta Woody Allen

La historia de Barcelona con Woody Allen es algo así como el romance de Tony Hernández con Sara Montiel. Pues a buenas horas. La ciudad condal se descancanilla con un artista que por ser quien es, merece un respeto, pero que hay que reconocer, que últimamente está un poco de “caspa caída”, como decía el otro.

A los responsables catalanes esto no les ha importado nada, y ante la posibilidad de que el bueno de Woody haga con Barcelona lo mismo que hizo con Manhattan (tarea poco factible por motivos varios), han empezado a aflojar la pasta (pública) que da gusto.  También el resto de los españoles directamente, pues el Ministerio de Cultura también participa en el cotarro poniendo parte de parné a través del método “amortización a taquilla”.

Por la parte regional, ahí tenemos a la Consejería de Cultura y a la de Innovación, Universidades y Empresa, que nadie sabe muy bien que pinta en este cotarro, que entre ambas ponen 500.000 euros y al Ayuntamiento de Barcelona, que no ha querido perder la oportunidad, apoquinando todo un millón de euros. Es probable asímismo que la TVC aporte medio millón más en por la adquisición de derechos de antena. Los responsables de la productora, empresa nativa, Mediapro, están encantados porque ya han cubierto un 10% del presupuesto total del filme, con posibilidad de que sigan cayendo aguinaldos públicos.

Las autoridades pertinentes están que se les derrite el trasero porque aseguran que ésta es una ocasión inmejorable de promoción de la ciudad. Y nadie lo duda. Pero, ¿acaso hubo alguna necesidad de que algún ayuntamiento neoyorkino subvencionara las mejores películas de Allen?

Woody, que no es tonto,  ha encontrado su hermoso lago para representar con comodidad “la muerte del cisne”.

No hay entradas relacionadas.

2 respuestas a “Lo que cuesta Woody Allen”

  1. Leo dice:

    Qué vergüenza. Mientras no metan la pezuña en el rodaje, intentando que muestre una Barcelona super estupenda, limpísima y modernísima…

    Y ahora que lo pienso, ¿Porqué todas las películas de espías recientes transcurren, parte o totalmente, en Praga, y muestran una ciudad preciosa? (Que lo es, por cierto) ¿Por qué no Cracovia o Bratislava? ¿Es porque el lehendakari de allí pone pasta a montones, como en nuestro país?

  2. MalaBesta dice:

    Supongo que tendrán algún trato como en Nueva Zelanda para facilitar la fiscalidad de las películas que se ruedan allí. Además, en Praga los sueldos están bastante más asequibles que en otros sitios, y la verdad es que pocas ciudades más espectaculares hay en Europa. Algo tiene que haber, porque además el Festival de cine de Karlovy Vary, que está ahí al lado, también es de potencia.

    Todo eso sin contar su pasado bajo una dictadura comunista de la órbita soviética, y que está por lo tanto llena de rusos, lo que le da un ambientillo bastante más apropiado para las pelis de espías que, digamos, Almendralejo (aunque se come mucho peor).

    Hombre, si “Midnight in Barcelona” se parece en algo a “Match point” o “Scoop”, una Barcelona llena de perriflautas y pintadas de “a mí España me la pela” tampoco va a sacar.

Escribe un comentario

XHTML: Puedes usar este código para que haga bonito: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>